Pocas mujeres pueden presumir de tener las tetas operadas y, a primera vista, parecer naturales. Una de ellas es Emma Glover, una preciosa modela inglesa cuyas curvas provocan infartos a su paso. Todos los años publica un calendario de esos que vemos en los talleres mecánicos y del que, en su versión para 2016, ya hemos tenido ocasión de hablar. Hace unos días, Emma Glover volvía a posar de la manera que más le gusta: desnudándose. Tras quitar poco a poco su lencería, disfrutamos una vez más de sus potentes tetas operadas y de su no menos espectacular culo pues, si vista de frente Emma Glover es dinamita pura, por detrás es un volcán en erupción.